¿Cuál es la regla número uno de Rocket League?

Rocket League -
Rocket League tiene multitud de reglas que debes conocer, pero ninguna tan importante como la Regla número Uno... al menos en nuestra opinión.
regla uno de Rocket League
Recuerda no confundir la Regla Uno con la Regla 34, se sorprendería. | © Psyonix

Es posible que Psyonix haya sembrado Rocket League con todo tipo de tonterías en la Tienda de artículos, o eventos como Frosty Fest que nos obligan a usar cosméticos ridículos en lugar de mejoras en el juego en sí, pero no todo está perdido. En última instancia, Rocket League es un juego sobre habilidad y práctica, no sobre la basura que equipas a tu coche. Se trata de dominar la forma en que funciona el juego y ser el mejor en su mecánica. Por lo tanto, hay muchas reglas para jugar en Rocket League, y estamos aquí para hablar sobre la que posiblemente sea la más importante de todas: la Regla número uno.

Como hemos dicho, hay muchas reglas en Rocket League, aunque no todas son particularmente fructíferas. Por ejemplo, te aconsejamos no confundir la regla número con la regla 34... ¡Te llevarías una sorpresa si lo hicieras! No, la primera regla no es uno de esos memes guarros e inútiles, sino una lección fundamental del juego para cualquiera que quiera mejorar en Rocket League.

La regla número 1 es la más fundamental para todos los recién llegados a Rocket League. Y, no, la primera regla no es "Nadie habla de Rocket League", la segunda regla no es "Ningún miembro habla sobre Rocket League", y estoy seguro que la tercera regla no es que te detengas cuando lo soliciten tus oponentes. Esto es Rocket League, no Fight Club, y si te detienes si un oponente te lo pide, perderás el partido.

¿Cómo funciona la regla número uno de Rocket League?

La primera regla es básicamente que si los jugadores se inmovilizan mutuamente, ya sea cara a cara o lado a lado, ambos jugadores deben continuar apretando el acelerador y dejar que el problema se resuelva por sí solo. Puede parecer tóxico, pero es la forma más justa de resolver el problema, ya que afecta al juego de todos por igual. El bueno de Tyler Wilde lo expresó perfectamente en PC Gamer:

La regla 1 es la siguiente: si chocas cara a cara o lado a lado con un oponente y no podéis moveros, debes mantener presionado el acelerador y esperar a que el problema se resuelva por sí mismo.

Curiosamente, Psyonix se ha pronunciado de manera bastante clara en contra de la regla número uno, diciendo que cumplir con esta primera regla es "antideportivo" y no debería ser un comportamiento exhibido por los profesionales de Rocket League. El problema es que su postura no tiene ningún sentido. ¿Cómo es antideportivo acatar una regla que básicamente impide que un jugador obtenga ventaja sobre el otro cuando se encuentran en un punto muerto?

La regla uno es importante porque también brinda un sentido de camaradería a Rocket League, ya que no incita a los jugadores a poner en desventaja a sus oponentes. Todos queremos juego limpio y la regla número uno ciertamente no debería contar como "AFK", porque simplemente no lo es. En serio, ¿Sabe Psyonix lo que significa AFK? Chicos, significa "lejos del teclado", ¿Cómo puedes estar lejos del teclado si estás apretando el acelerador?

En última instancia, la primera regla realmente representa el espíritu de Rocket League. ¿Cuál es este espíritu? A riesgo de sonar más cursi que una canción de Taylor Swift, el espíritu de Rocket League es la comunidad. Queremos ganar, claro, pero queremos divertirnos haciéndolo, y ganar de forma justa, sin toxicidad y con la menor cantidad de movimientos posibles como el Kick-off español. ¿Estás de acuerdo? ¡Cuéntanoslo! Muy bien, a disfrutar de la Regla 34... quier decir, la Regla número Uno.

Artículo original escrito por Evan Williams.